Marie Kondo y su método Konmari

Seguro que has escuchado hablar de Marie Kondo, la gurú japonesa del orden. Seamos honestas, vivimos en un mundo en que la información llega a nuestras manos gracias a las redes sociales o incluso a través de los famosos “memes”. Y en caso de que no sepas quién es ni en que consiste su método, sigue leyendo, nosotras te lo decimos!

Esta joven experta en organización lleva casi cuatro millones de libros vendidos y la revista Times la ha incluido en su lista de las 100 personas más influyentes del mundo en 2015. Por si eso fuera poco, ya cuenta con su propia serie en la plataforma de Netflix, y así es, nosotras ya la vimos y caer en el efecto Kondo fue totalmente inevitable. Su método es realmente sencillo, el objetivo es simplemente vivir en un entorno de armonía, con objetos que realmente nos causen felicidad y que usemos, cualquier cosa que no entre en ese concepto, debe irse. 

Lo primero que nos recomienda Marie, es comenzar con la ropa, y qué podemos decir? Las mujeres, y claro algunos hombres también, pecamos de adquirir prendas y prendas solo por que las encontramos en oferta o por qué según nosotras eventualmente nos quedarán, sabes que es cierto. Así que el primer paso es juntar toda tu ropa (TODA) y colocarla en una pila sobre tu cama, solo así te darás cuenta del consumismo en que hemos caído. En esta parte es cuando vas a sostener en tus manos cada una de las prendas y si al tocarla te da un sentimiento de felicidad debes conservarla, y si no es así, es momento de darle las gracias “literalmente” por los buenos momentos compartidos, y dejarla ir. La gurú japonesa recomienda doblar todas las prendas posibles y acomodarlas de manera que puedas ver cada una, y solo colgar la ropa que realmente deba ser colgada, como las chaquetas o camisas, además ella propone que al final solo nos quedemos con un tercio de la ropa que poseemos. 

En el método es recomendable comenzar por las pertenencias menos personales o que no tienen ningún valor sentimental, así que después de terminar con la depuración de la ropa, pasamos a ordenar papeles, y si, sabemos que eso no suena tan divertido pero es increíble la cantidad de papeles que guardamos, como tickets que realmente no vamos a necesitar, folletos, entre otros. Conserva solo la papelería que consideres importante y guárdala en una carpeta con divisores y no olvides colocarla en un lugar de acceso rápido por cualquier emergencia. 

A continuación, proseguiremos con todos los objetos misceláneos al que Marie llama “Komono”, y son todos esos objetos varios como aparatos, cargadores de dispositivos, maquillaje… Para Marie Kondo, al no tirar muchos de estos objetos lo que hacemos es aferrarnos al pasado. El espacio en el que vivimos debería ser para la persona en que nos estamos convirtiendo no para la persona que fuimos en el pasado. Finalmente, es hora de ponernos un poquito sentimentales y poner en orden objetos como fotografías, regalos, cartas, y todas esas cosas que hemos acumulado a través de los años. Al ser esta parte un poco más emocional, se recomienda dejarla al final, y al igual que como hicimos con la ropa es momento de juntar todo en una sola pila y conservar solo aquellas cosas que realmente nos traen alegría y olvidarnos del ayer, sin olvidar dar las gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *